Ana Urtasun

Ana es una amiga de mi madre que es defensora del Medio Ambiente y decidí hacerle una entrevista para contaros su vida.

Nació en otoño, en 1972, concretamente el 5 de noviembre en el hospital de Estella, era domingo y casi nace en el coche pero al final logró llegar a tiempo al hospital.

Ana Urtasun

Ana Urtasun

Su padre se llamaba Enrique y su madre se llama Maria Luisa. Su padre y su madre trabajaban en el negocio familiar de distribución y venta de refrescos en Estella y también en una tienda que tenían en la casa de Abárzuza. Aparte llevaban una gasolinera donde ahora se encuentra la parada del bus. Ella no la llegó a conocer. También en su casa había una fábrica de refrescos y una panadería. Yo le he oído muchas veces decir a Naroa (una sobrina de Ana) que iban a ir a comer a casa de las tías panaderas.

Vivió en Abárzuza con sus abuelos paternos, su madre, su padre y su hermano Juanjo, pero a los 7 años se incorporó su hermana Laura. Iba al mismo colegio al que voy yo y también tenía la misma profesora que yo: Mª Carmen. Cuando era más pequeña iba a las Claretianas. Ella recuerda a dos monjas en concreto: Madre Mercedes y Madre Jacinta. Madre Jacinta era portuguesa y le hablaba en portugués. Después de tercero de primaria iban a estudiar al colegio de Anderaz.

Hizo la comunión cuándo tenía 9 años. Pero un día antes de las fotos de la comunión se cayó y se hizo una postilla en la cara ¡Qué mala suerte!. La comida la celebraron en casa de las panaderas. El regalo que más le gustó, y que aún lo conserva fue una cámara de fotos, «Werlisa». Desde entonces le entró el gusanillo por la fotografía.

Sus amigas y amigos de infancia se llamaban Francisco, Koldo, Samuel e Iranzu. Y sus amigas de

Naroa y Andrea, las sobrinas de Ana

Naroa y Andrea, las sobrinas de Ana

primaria eran Iranzu, Elena, Silvia y Bea. Ayudaba en casa sobre todo los domingos que era cuando más se hacían las labores de casa. Se acuerda de que a veces le mandaban a por leche con una marmita a casa de Lucio. El Barrio Abajo era donde quedaban. Jugaban a lo que jugamos ahora nosotras: a polis y cacos, al bote botero, al fútbol.

Cuando acabó el COU (que le gustó tanto que lo hizo dos veces), quería estudiar algo relacionado con el Medio Ambiente y lo más aproximado que había era Ciencias Biológicas, pero no le terminaba de convencer así que antes de ir a la Universidad estudió una Formación Profesional de dos años llamada “Técnico Especialista en Salud Ambiental”  y la hizo en Mondragón (Arrasate). Justo al acabar la FP, se enteró que habían introducido una carrera nueva en Gerona que se llamaba Ciencias Ambientales. El único problema era que para cuando se enteró, en Gerona ya se había cerrado el plazo de inscripción. Pero no cundió el desánimo, también la iban a implantar en Alcalá de Henares, con el inconveniente de que había que hacer un examen de entrada. Al final todo salió bien, aprobó el examen y le admitieron en la universidad (la más antigua del estado y Patrimonio dela Humanidad). Por aquel entonces solo quedaba ponerse a estudiar. Durante ese periodo vivió en Madrid y en Azuqueca de Henares.

 Al acabar la carrera le concedieron una beca y estuvo en la Universidad de Ciego de Ávila haciendo un curso de “Agroecología”. Esta universidad está en Cuba.

Actualmente trabaja de Técnica Ambiental, en una empresa dedicada a la gestión ambiental. Ahora mismo no tiene marido, pero tiene 4 sobrinas: Judith, Nerea, Naroa y Andrea. Su día a día es cómo el de la mayoría de la gente: trabaja de 8:00 a 17:30. Y los fines de semana está en Abárzuza. Pertenece a al asociación de «Árboles viejos«, y todos los años nos trae un calendario con fotos de árboles especiales, raros, espectaculares… de fotografías que han sacado las personas que pertenecen a esta asociación. Hay unas fotos preciosas.

Y esto es todo, espero que os haya gustado la vida de Ana Urtasun.

12 comentarios

Ir al formulario de comentarios

    • Rubén el 12 marzo, 2014 , a las 19:05
    • Responder

    Mi tía seguramente la conoce por que es profesora en Andéraz. Yo no he ido a Cuba pero no estaría mal, tampoco he ido a Mondragón ni a Gerona. Mi hermana se llama Iranzu y mi tío se llama Francisco.

    Un abrazo Rubén

    • Sonia el 12 marzo, 2014 , a las 22:24
    • Responder

    ¡Madre mía cuántas carreras universitarias se ha sacado! y ¡Cuánto ha viajado! Qué casualidad que justo el día anterior de la comunión le salga una postilla en la cara, seguro que estaría guapa, je, je, je. La verdad que los calendarios que nos trae son impresionantes.

    Un saludo.

    • irati el 12 marzo, 2014 , a las 22:39
    • Responder

    ¡Cuántas cosas ha estudiado, qué distinto es ahora! No se parece en nada a la vida de nuestras abuelas, por ejemplo Ana nació en el hospital de Estella y nuestras abuelas nacían en casa.

    • gonzalo el 13 marzo, 2014 , a las 15:28
    • Responder

    Se ve que Ana ha tenido que trabajar mucho para conseguir un trabajo bueno y que le guste. Al final ha conseguido trabajar en algo que le gusta. Que suerte que le den calendarios de árboles.

  1. Yo conozco a Ana porque casi todos los domingos voy a comer a casa de mis abuelos y ella vive a lado. A mí me dijo que iba a hacer fotos a unas águilas que están viviendo en unos arboles de Zábal.

    • aintzane el 15 marzo, 2014 , a las 17:28
    • Responder

    A mí la vida de Ana Urtasun me ha parecido distinta a la de las abuelas ya que por ejemplo ella nació en el hospital y nuestras abuelas nacían en las casas.
    Saludos.

    • Edurne el 16 marzo, 2014 , a las 22:14
    • Responder

    Qué bien que pudiera llegar al hospital. Cuánto hay que estudiar para conseguir lo que verdaderamente te guste y parece que Ana lo ha conseguido.
    Los calendarios de los «Árboles viejos» son muy bonitos, tenemos uno en nuestra clase.

    Un saludo

    • Marta el 19 marzo, 2014 , a las 21:32
    • Responder

    ¡Qué de cosas ha estudiado Ana! , pero como lo tenía muy claro lo que le gustaria ser , al final lo ha conseguido y ha encontrado un trabajo que le gusta mucho. ! Qué suerte! Mi madre siempre compra el calendario de los árboles y es muy chulo.

    • Ariadna el 20 marzo, 2014 , a las 15:25
    • Responder

    ¡Qué coincidencia! No sabía que le había dado clases la misma profesora que a nosotros y además en el mismo colegio. Qué bonito que su pasión por la fotografía empezara desde tan pequeñita. Tuvo que estudiar mucho y recorrer medio mundo para hacer lo que realmente le gustaba. Yo ya he visto ese calendario de la asociación de árboles viejos y es muy bonito.

    Saludos.

    • Carla el 21 marzo, 2014 , a las 13:07
    • Responder

    Yo no sabía que era defensora de medio ambiente.
    Ya sabía que tenían una panadería en su casa, pero no sabía que tenían una
    fábrica de botellas.
    Qué suerte tuvo de llegar a tiempo al hospital.

    Saludos ,

    Carla.

    • Ainara el 25 marzo, 2014 , a las 19:21
    • Responder

    Yo no sabía que trabajaba en esa asociación, pensaba que era fotógrafa porque casi siempre está con la cámara de fotos colgada del cuello.
    Yo ya le conozco a Ana y creo que es bastante maja. Me parece muy interesante su vida, porque es diferente a la nuestra, y también a la de las abuelas.

    • sergio el 2 abril, 2014 , a las 22:45
    • Responder

    Qué suerte que trabaje en algo que le gusta .Ya veo que es la naturaleza y todo lo relacionado con el medioambiente.Ya sabía que le gustaba mucho la fotografia porque siempre está pegada a su cámara.

Deja una respuesta

Tu email nunca se publicará.