La procesión de Semana Santa en Abárzuza

Preparados para la procesión.

Preparados para la procesión.

Hace unos días nos dieron las vacaciones de Semana Santa. Los días pasaron volando y en menos de lo que canta un gallo ya llegó el día de la procesión de los santos o los pasos. Yo os voy a contar como pasé ese día:

Por la mañana después de levantarme y desayunar me fui a la calle con Irene y con Goizane (mis sobrinas). Fuimos a Puertas Grandes donde está situada la iglesia ya que parte de la gente del pueblo estaba ayudando a sacar los santos.

Después de jugar y de ver los santos nos fuimos a casa a comer y cuando acabé hice tareas hasta las 4:30 que a esa hora me fui con mis amigas por el pueblo hasta que llegó el señor que iba a colocar las colchonetas para las fiestas txikis de Abárzuza , también instaló una churrería. Nosotras nos quedamos a ver cómo montaban las colchonetas hasta que llegó la hora de ir a disfrazarse para la procesión. Nos pusimos un traje negro, con un cinturón morado y una capucha de tela negra porque este es el traje para llevar las horquillas.

Marta, Edurne, Carla y yo queríamos llevar un santo de ruedas pero no nos dejaron así que llevamos las horquillas de un santo que es el siguiente: Es una estatua de Jesucristo, lleva un traje rojo, también lleva las manos atadas, una vara y es muy alto. Mi padre dice que este santo no es fácil de llevar ya que es muy alto. En algunos sitios hay que bajar el santo porque no puede pasar, además se menea mucho y da la sensación de que se va a caer.

Yo me puse en la parte de atrás, Carla a mi lado, Marta enfrente de mí y Edurne enfrente de Carla. Marta y yo tuvimos la mala suerte de que el palo en el que se ponía la horquilla estaba roto y había que moverlo para que se quedara bien. Una vez movieron ese palo y yo no me enteré y me cacé el dedo. Por fin acabo la procesión y yo me fui a casa a ver una serie en la tele que se llama «La que se avecina»

La morea

La morea

Al día siguiente me levanté pronto para ir con mi hermana y con mi madre a Pamplona a la Morea (un centro comercial de ropa). Nada más llegar yo le dije a mi madre que quería ir a la tienda de Primark y allí me compré un jersey, unas zapatillas y una camiseta de manga corta. Después fuimos a Zara y ahí me compré una pantaloneta y una camiseta de manga larga.

Después fuimos a comer a un restaurante y al acabar… ¡A casa! Cuando llegué me fui con mis amigas a jugar y al tira pichón.

¡Me lo pasé genial!

10 comentarios

Ir al formulario de comentarios

    • Ainara el 16 abril, 2015 , a las 21:49
    • Responder

    Yo el día de la procesión me lo pasé muy bien, solo que me tocó uno de los santos más difíciles de llevar porque se movía mucho. Es el más alto de todos por lo que había que quitarle una pieza de arriba para que pasara por el túnel de la iglesia y muchas veces había que bajarlo porque chocaba con los balcones de las casas y los cables de las calles. A mí me tocó con Irati, solo que no podía estar mucho con ella porque estaba en la esquina contraria a la mía.

    • Rubén el 17 abril, 2015 , a las 14:24
    • Responder

    Yo no fui a la procesión aunque mis padres querían que fuera pero yo no quise ir.
    A mí se me han pasado volando las vacaciones y cuando tuvimos que volver me daba mucha pereza.
    Espero que te lo hayas pasado muy bien en la procesión como en la Semana Santa.

    Un abrazo de Rubén

    • gonzalo el 17 abril, 2015 , a las 16:20
    • Responder

    Yo también participé en la procesión. Fui con Sergio y Mikel. También voy a la Morea y lo paso genial.

  1. Yo no pude estar en la procesión porque justo ese día tenía un funeral.
    Un saludo, Unai

    • Carla el 18 abril, 2015 , a las 15:28
    • Responder

    Yo me lo pasé genial. No acabo de descubrir quienes son esas dos que están vestidas. Me supongo que te lo pasaste bien en la Morea ¿¿¿no???

    Saludos,

    Carla

    • daniel el 18 abril, 2015 , a las 17:11
    • Responder

    Yo he ido a la Morea muchas muchas veces y también estuve en la procesión de Semana Santa, me lo pasé muy muy bien.

    Un saludo,
    Daniel

    • Edurne el 19 abril, 2015 , a las 18:48
    • Responder

    Yo en la procesión me lo pasé bien porque nuestro santo era el que más se movía y tenía mucho miedo de que se cayese, pero por suerte no se nos cayó,además como tú has dicho, el palo de vuestro lado estaba roto. Yo he estado muchas veces en la Morea.

    Un saludo, Edurne

  2. A mí me encantó el día de le la procesión. Me lo pasé genial. Fui a la procesión de la noche y a la del día. En la del día fui por las calles bastante dormido porque me fui a la cama muy tarde.

    Un saludo de Ion.

    • irati el 22 abril, 2015 , a las 19:08
    • Responder

    Yo me lo pasé genial, lo que si tenia un poco de miedo porque nuestro santo era el más grande y el que más pesaba.

    Un saludo, Irati.

    • Marta el 23 abril, 2015 , a las 11:04
    • Responder

    Yo ese día también me lo pasé muy bien llevando el santo pero como dices tú el santo que llevamos se meneaba mucho y daba la sensación de que se iba a caer, también tuvimos la mala suerte de que el palo estaba roto y no se sujetaba bien.

    Un saludo, Marta

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.