Un día caminando como los romanos

Por la calzada

Siguiendo a nuestra centuriona...

El miércoles pasado fuimos todo el colegio y algunos papás y mamás a Urbasa para ver la calzada romana. Formamos una caravana muy larga desde el colegio hasta la Casa grande. Nos recibieron dos pastores alemanes que vivían allí.

Vimos muchos animales, como por ejemplo: caballos, vacas, buitres, lagartijas, mariquitas, etc. y muchas plantas: hayas, espino blanco, manzanilla, azafrán silvestre, etc. También encontramos algunos indicios de animales: toperas, hormigueros, plumas, lana, huesos y oímos cencerros. No había muchas setas pero encontramos  algún cuesco de lobo. Tomamos nota apuntando todo en una ficha.

Para almorzar nos paramos en una fuente.

Después fuimos a una sima y Xabi nos explicó que en Urbasa hay muchas piedras calizas que se deshacen con el agua y se forman cuevas. También nos enseñó muchas cosas sobre las aves.

¡Por fin encontramos la calzada romana! Era muy recta. En algunos sitios las piedras eran más grandes que en otros. Medimos la calzada en tres puntos: conforme íbamos al monte se fue estrechando. También anotamos todos estos datos en otra ficha. Los de la clase de Pixela se fueron hacia el monte pero nosotros y los txikis nos dimos la vuelta.

Volvimos al paso de los legionarios romanos: diestra-siniestra-diestra-siniestra…

Hacía mucho calor y nos cansamos bastante pero nos lo pasamos ¡genial! Como ya era la hora de comer, nos fuimos a Abárzuza.

Si queréis ver más fotos visitad la Galería de nuestro blog y la del blog del colegio.

Aintzane, Alba y Daniel

1 comentario

    • iranzu el 11 octubre, 2011 , a las 0:07

    ¡Qué bonita mañana pasamos! ¡Toda la vida teniéndola tan cerca, y que seais vosotros quien me la hayais descubierto…, para que luego digan que no tenemos qué aprender de nuestr@s hij@s!
    Muchas gracias

Deja una respuesta

Tu email nunca se publicará.