San Juan Xar

Así quedó el pastor convertido en estatua de piedra

En Arantza fuimos al monte y allí junto a una cueva, nos contaron una historia de San Juan Xar.
¿Queréis que os la cuente? La historia es así:
Había una vez un hombre llamado Juantxo. Su mujer tenia una enfermedad muy  grave en la piel y se iba a morir.
Un día, cuando Juantxo paseaba con sus ovejas, triste, se le apareció la lamia y le dio el remedio pero le dijo que no se lo contara a nadie.
Este es el remedio: moja un trapo en las 3 fuentes y pásaselo a tu mujer por el cuerpo y deja el trapo a secar. Cuando se seque, tu mujer se curará.
Y eso pasó. Al curarse su mujer, Juantxo contó a todos lo ocurrido.
Al día siguiente, cuando  paseaba con sus ovejas se le apareció de nuevo la lamia y por contar el secreto, le convirtió en piedra.

Ainara

Deja una respuesta

Tu email nunca se publicará.