Nos orientamos: la brújula y la Rosa de los vientos

Las aves migratorias saben orientarse e ir al Sur, a países más cálidos para pasar el invierno y volver de nuevo en primavera al Norte, para disfrutar de un verano más templado. Y son capaces de llegar, incluso, hasta el nido que construyeron en años pasados. ¿Cómo lo hacen? Ésta era una de las preguntas que se hacían al comenzar el proyecto. Hemos leído mucho con relación a este tema, hemos visto vídeos, consultamos con un experto a través de una vídeollamada, otro nos visitó en la escuela…y hemos llegado a alguna conclusión. Pero, ¿y nosotros/as? ¿Cómo nos orientamos?

Enseguida un niño dijo que empleamos la brújula. Pero, ¿cómo funciona? ¿la habían empleado ellos/as alguna vez? ¿tienen brújula en casa? ¿la usan su padre o su madre cuando van al monte? Llevamos una brújula a clase y vimos qué letras y números tiene. Un niño sabía emplearla y enseñó a los/as demás cómo hay que colocarla y utilizarla. Salimos a la plaza y con la brújula situamos los puntos cardinales. Después, nos dirigimos a Puertas Grandes. Por el camino, fuimos viendo en qué dirección íbamos según cambiábamos el recorrido. Al llegar, como el sol todavía estaba bastante bajo, vimos que sale por el Este. Después, hicimos corresponder los puntos cardinales con nuestro cuerpo y así comprobar que, en realidad, nosotros/as con la ayuda del sol, somos unas «brújulas andantes».

Pero ocurrió algo inesperado. Cuando un niño utilizaba la brújula, no funcionaba bien, «se volvía loca». ¿Qué estaba pasando? Descubrimos que, casualmente, llevaba dos imanes grandes en el bolsillo. Comprobamos cómo afectaba a la brújula. Y nos sirvió para entender la relación entre la brújula y las líneas magnéticas de la Tierra (el gran imán Tierra…) y la «pequeña brújula» que las aves tienen en la cabeza y que orientan con respecto a estas líneas de la Tierra.

Después en clase, los niños/as construyeron una Rosa de los Vientos en el suelo. Con ayuda de la brújula y todo lo que fueron necesitando (reglas, escuadras, tijeras, cinta adhesiva de colores…), fabricaron una precisa Rosa que ha quedado en el suelo de la clase. Así podemos ir hacia la ventana (y nos vamos a Marruecos, o a Argelia…al Sur), o nos vamos hacia Pixela (y nos vamos al Este), o hacia otra ventana (y nos vamos al Oeste) o hacia la pizarra (y nos vamos a Francia, a Inglaterra…al Norte). Fue un trabajo matemático muy exigente donde tuvieron que poner en práctica todas sus competencias y trabajaron muchas nociones matemáticas: unidades e instrumentos de medida, tipos de ángulos, rectas paralelas/ perpendiculares, tipos de rectas (N: poligonal abierta, O: curva cerrada, S: curva abierta, etc.)

(Ver más imágenes aquí)

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.